Con fecha 10 de julio de 2013 se publicó la Norma UNE 85160:2013 sobre puertas y herrajes de seguridad elaborada por el comité técnico de  AENOR CTN 085.

En nuestra condición de miembros de dicho comité técnico y, más aún, habiendo formado parte del grupo de trabajo encargado de la elaboración de dicha norma, quisiéramos contribuir a aclarar algunos aspectos que permitan su correcta comprensión inicial.

A modo de introducción, empezaremos por decir que, según nuestro criterio, el concepto verdaderamente novedoso y destacable de dicha norma es considerar puerta de seguridad a las que disponen, como mínimo, de una clase de resistencia 3 de acuerdo con la Norma UNE-EN 1627:2011, a la vez que desestima el uso de términos tales como puerta blindada y puerta acorazada.

Debe quedar muy claro que no es objetivo de la Norma UNE 85160 (norma exclusivamente nacional) anular, sustituir ni corregir a la Norma UNE-EN 1627 (norma europea), sino que la elaboración de ésta debe enmarcarse dentro del compromiso de AENOR de elaborar normas técnicas españolas e impulsar nuestra colaboración en la elaboración de normas europeas e internacionales. En consecuencia, la Norma UNE 85160 trata de complementar a la UNE-EN 1627 estableciendo criterios adicionales para la selección, aplicación e instalación de las puertas de seguridad, que esperamos sean tenidos en cuenta en futuras revisiones de la norma europea.

¿Cuáles son entonces estos criterios de clasificación de las puertas de seguridad según la UNE 85160:2013?

 

1.      Clase de resistencia a la efracción según la Norma UNE-EN 1627:2011
 

  • Es requisito sine qua non de las puertas estar clasificadas según la Norma UNE-EN 1627 con un nivel mínimo de resistencia de clase 3.
  • En consecuencia, toda puerta que cumpla dicha condición, podrá ser considerada puerta de seguridad y clasificada de acuerdo con la UNE 85160:2013.

 
2.       Nivel de protección frente al ataque manual
 

  • Incluye el uso de herramientas, no contempladas por la Norma UNE-EN 1627, que son utilizadas, principalmente, para ataques directos sobre las cerraduras, cilindros y escudos protectores.
  • Se establecen los siguientes niveles de protección:

 

 Nivel de protección frente al ataque manual

Conjunto de herramientas

Tiempo de resistencia (min)
AExtractor de cilindros, tornillos de extracción, mordazas de presión, rompe-bombillos, tubos de acero de varios diámetros, imán de neodimio, ganzua de borjas tipo "magic key"10
BHerramientas A + brocas de metal duro7,5
CHerramientas A + B + amoladora recta, broca cuadrada de alta velocidad de carburo, fresa espiral de acero duro7,5

   

  1. Nivel de protección frente a ataques no violentos?
  • Trata de definir el nivel de seguridad y protección que ofrecen la llave y el cilindro frente a ataques no violentos o de habilidad.
  • Se establecen los siguientes grados de protección:
 
 Requisitos de protección

Grado 0  

Grado1
Protegido contra llaves bumpingno
Control de copia protegida y matriz de códigos asignados no repetitivosno
Llave con patente con periodo de vigencia superior a 4 añosno

 

4.       Nivel de seguridad y funcionalidad para el control de accesos
 

  • Define, en aquellos casos donde sea aplicable, el nivel de seguridad que proporciona el nivel de accesos según la siguiente tabla:
 
 Requisitos de protección

Grado

 0  

Grado

A

Grado

B

Grado

C

Sistema mecánicononono
Sistema mecánico de doble cierre con llave de serviciono
Sistema electrónico sin zonas de tiempo y sin memoria, según la Norma UNE EN 50133-2-1nono
Sistema electrónico con diferentes funcionalidades según la Norma UNE EN 50133-2-1nonono

 

5.       Nivel de detección de acceso no autorizado y ataque

 

  • Se determina si la puerta es apta para incorporar detectores de intrusión cableados, estableciendo:
 
 Requisitos de protección

Grado  0

Grado 1

Pre-instalación para la instalación de detectores de intrusiónno
 

6.       Grado del método de instalación

 

  • Se determina las diferentes posibilidades de instalación de acuerdo con la siguiente tabla:
 
 Metódo de instalación

Grado

 0  

Grado

A

Grado

B

Taco químico de resina epoxi-poliéster con malla x 
Tornillería inclinada x 
Albañilería con escayola y esparto x 
Soldadura  x

 

¿Cómo quedaría clasificada una puerta de seguridad según la Norma UNE 85160:2013 de acuerdo con los criterios anteriores?:

Por ejemplo, la puerta EUROSEGUR modelo 320:

 

3-1A0A

Sería una puerta de seguridad de Clase 3 según Norma UNE-EN 1627:2011, cuya llave tiene patente en vigor y está protegida contra el bumping, que incorpora un doble sistema de cierre mecánico, no dispone de pre-instalación para la instalación de detectores de intrusión y puede instalarse con el método más adecuado de los citados en el tipo A.

En nuestra condición de miembros del grupo de trabajo al que AENOR encargó la elaboración de la Norma 85160:2013 podemos dar fe del esfuerzo realizado por todos para que dicha norma pudiese salir a la luz. Han sido innumerables las horas de reuniones y debates que todos los componentes del grupo hemos mantenido. Como es lógico, aunque todos compartíamos la filosofía que la inspiraba, hubieron puntos de discrepancia que finalmente fueron obviados ya que, también en esto estamos de acuerdo, se priorizó la finalización de la misma dando por bueno el material con el se contaba y evitar que el proceso se eternizase.

Como decía Voltaire: “Lo perfecto es enemigo de lo bueno” y sin duda, insistimos, no seremos nosotros los que cuestionemos el nuevo enfoque que esta norma aporta. No obstante, no queremos dejar pasar por alto, y según nuestro criterio, que al menos hay dos aspectos que deben ser objeto de modificaciones en próximas revisiones de la norma de manera urgente. Estos son:

  • El criterio empleado para determinar los tiempos de resistencia al ataque manual (punto 2) debe ser progresivo al igual que lo es en la Norma UNE-EN 1627:

(a) La Norma UNE 85160 aplica un tiempo de resistencia mayor (10 minutos) al nivel de protección más bajo (nivel A), mientras que para niveles de protección superiores (niveles B y C) se aplican tiempos de resistencia inferiores (7,5 minutos). El razonamiento que se siguió para justificar este criterio fue considerar que un tiempo inferior a 10 minutos sería escaso en el uso de herramientas menos contundentes (nivel A) mientras que un tiempo superior a 7,5 minutos podría ser excesivo en el uso de herramientas más contundentes (niveles B y C).

(b) Estando de acuerdo en que puede tratarse de un razonamiento lógico, no es menos lógico tampoco pensar que, con carácter general, siempre se tiende a pensar que puertas con un nivel de resistencia superior lo deben de ser en todos los aspectos (tiempos y herramientas) a puertas con niveles de resistencia inferiores. Desde luego este es el criterio que aplica la Norma 1627, donde aplica un criterio de progresividad que supone que puertas de clase de resistencia superior lo son tanto en número como contundencia de herramientas así como también en tiempos de resistencia.

(c) No hay que olvidar tampoco que, toda propuesta de norma nacional debe ir encaminada a su incorporación en futuras normas europeas y, según nuestra opinión, parece muy improbable que nuestras aportaciones sean incorporadas a la Norma 1627 si no se es coherente con el criterio elegido por ésta, y por tanto se limita el potencial de desarrollo de la Norma 85160:2013.

  • Por otra parte, tampoco todo lo relacionado con la instalación se abordó, según nuestro parecer, de una manera adecuada, ni en tiempo ni en criterios técnicos, como correspondería a su importancia dentro de la seguridad del conjunto de la puerta, sobre todo en lo referente a requisitos de los paramentos, técnicas de instalación recomendables y capacitación profesional del instalador. Se debe también reconocer que, dada la envergadura de este tema, quizás se necesiten de otras vías complementarias que permitan su correcta reglamentación.

 

Para Eurosegur es una prioridad conocer el comportamiento de nuestras puertas frente al ataque por lo que con fecha 8 de agosto de 2013 solicitamos el servicio de un cerrajero especializado para someter la puerta 300 de la Serie 3.0 al ataque experto de descerrajamiento de la cerradura dando como resultado el siguiente informe de comportamiento:


Informe del comportamiento de la puerta de seguridad Eurosegur frente al ataque experto de descerrajamiento de la cerradura.
 
Fecha de realización: 08/08/2013
 
Normas de referencia:
UNE-EN 1627:2011
UNE 85160:2013

 

Premisas:

Es conocido que prácticas habituales de robo son llevadas a cabo con herramientas y técnicas no contempladas en la norma UNE-EN 1627:2011. En particular las referidas al ataque directo sobre los dispositivos tales como cerraduras, cilindros y protectores de cilindro.
 
Sistemas Acorazados Eurosegur, S.L. en su afán de comprobar las prestaciones de sus puertas de seguridad solicita los servicios de un cerrajero especializado para someter una puerta al ataque experto de descerrajamiento de la cerradura.
 
Para llevar a cabo dicho ataque contacta con José Antonio Belmonte del Baño, cerrajero acreditado por UCES (Unión de Cerrajeros de Seguridad) con placa nº 11.195 Dicha placa reconoce sus capacidades profesionales a la vez que ofrece la garantía de que se trata de un profesional registrado en el Ministerio del Interior y sin antecedentes penales (para más información consultarwww.uces.es).
 
Ensayo:

Se requiere del cerrajero que efectúe la apertura de la puerta tal y como lo viene haciendo dentro de sus actuaciones profesionales.
 
La puerta objeto de  ensayo pertenece a la Serie 3.0, en concreto modelo 300.
 
Para la realización de la apertura el cerrajero dispone de sus herramientas profesionales, las contempladas por la norma UNE-EN 1627:2011 y el juego de herramientas contempladas en la norma UNE 85160:2013 para la clase C (máximo nivel de resistencia al ataque manual establecido por la norma y que contempla un tiempo de ataque de 7,5 minutos).
 
Efectuado el ataque de apertura y transcurridos 10 minutos la prueba dio como resultado que la puerta no fue abierta.

 

Imágenes tomadas durante la realización de la prueba donde se observan las herramientas usadas contempladas por la norma UNE-EN 1627:2011 y el juego de herramientas de la norma UNE 85160:2013 para la CLASE C (máximo nivel de resistencia al ataque establecido por la norma y que contempla un tiempo de ataque de 7,5 minutos) y algunos momentos en los que el profesional intenta con todos sus medios lograr la apertura de la puerta sin que le fuera posible lograr su objetivo.

 

  

** Imágenes y Textos cedidos por EUROSEGUR®